Regional

Programa Abriendo Caminos beneficiará a 70 menores de edad de Talca

Con el objetivo de entregar promoción y protección social a niños, niñas y adolescentes, que tengan un adulto significativo privado de libertad.

Hasta la escuela Carlos Trupp de Talca llegó el seremi de Desarrollo Social y Familia, Juan Eduardo Prieto, para anunciar el inicio del programa Abriendo Caminos en la comuna, iniciativa que busca entregar promoción y protección a niños, niñas y adolescentes que se encuentran con algún adulto significativo privado de libertad.

Acompañado del senador Rodrigo Galilea y del gobernador de la provincia, Felipe Donoso, encabezaron una feria ciudadana donde diversos servicios públicos se hicieron presentes para difundir los programas y beneficios a los cuales podrán acceder en su condición de usuarios seleccionados.

“El Presidente Piñera creó el nuevo ministerio para poner a la familia en el foco de nuestras políticas públicas. Este programa busca precisamente eso, proteger a los niños y apoyar a los hogares que tienen alguna persona privada de libertad, con el objetivo de mitigar los efectos sicológicos en los menores de edad. Además, este será un plan piloto donde intervenimos un barrio como lo es la población Carlos Trupp a modo de hacer un trabajo más integral y en comunidad. En total, sumando lo de Curicó, son 140 niños bajo el alero de nuestro programa”, señaló Prieto.

El gobernador Donoso agregó que “esto es lo que buscamos como Gobierno, poner el Estado al servicio de las personas. En este caso son los niños una prioridad para que puedan salir de la adversidad que significa tener un padre o madre en la cárcel”.

Las autoridades visitaron la feria de servicios organizada por la fundación Crate, institución ejecutora del programa, instancia que además aprovecharon para dialogar con adultos que fueron invitados a participar del programa y conocer sus impresiones de la iniciativa.

ABRIENDO CAMINOS

El programa Abriendo Caminos consiste en brindar acompañamiento a los niños, niñas y adolescentes con un adulto significativo privado de libertad. Para esto, cada familia es acompañada por un equipo profesional (trabajadores sociales, psicólogos, profesores, entre otros) que realizan un diagnóstico integral de las familias seleccionadas e implementan un proceso de acompañamiento en las áreas psicosocial y sociolaboral.

Dentro del análisis de cada hogar, se identifican las fortalezas, capacidades, necesidades y recursos de cada familia, para luego priorizar el apoyo y atención social, en un proceso que dura dos años y que tiene con fin último mitigar los efectos en el desarrollo y bienestar de los niños en áreas como salud, educación, protección de derechos, relación familiar, trabajo y acceso de redes.

En total, el plan piloto dará cobertura a 70 niños en una inversión que alcanza los 94 millones de pesos durante su primer año de ejecución. Además, en Curicó se atiende a otros 70 menos de edad bajo el alero del mismo programa.

Los usuarios son seleccionados por el Ministerio de Desarrollo Social mediante coordinaciones con diversas instituciones pertinentes a la temática, como Gendarmería.

Artículos relacionados

Back to top button